CIudad RealEspaña

Parque Nacional de las Tablas de Daimiel, un encanto especial de Ciudad Real

By septiembre 7, 2019 No Comments

Sin duda alguna que en la bella provincia de Ciudad Real de Castilla-La Mancha, podrás encontrar un maravilloso espacio natural donde pasar unas excelentes vacaciones. Se trata del Parque Nacional de las Tablas de Daimiel, conocido como el paraíso de las aves.

Conociendo el parque

El principal atractivo del pueblo del municipio Daimiel de Ciudad Real es, sin duda,  el Parque Nacional de las Tablas de Daimiel (Reserva de la Biosfera y Zona de Especial Protección para las Aves). Declarado Parque Nacional el 28 de junio de 1973 y Reserva de la Biosfera en 1981, precisamente por ser el único lugar de Europa donde las aves tienen su espacio para invernar, anidarse y reposar en las diferentes épocas del año.

El parque tiene una extensión de 3.030 hectáreas. Es considerado el último ecosistema de tablas fluviales, donde se observa un relieve de llanuras inundadas por el desbordamiento medio de las aguas de los ríos Guadiana y Gigüela y al mismo tiempo, por las aguas subterráneas de un gran acuífero. Además, se suma a esta maravilla una vegetación característica de este ambiente húmedo y de mucha fauna que encontró allí un hábitat único y acorde para vivir.

Atractivos que ofrece el parque

El Parque Nacional las Tablas de Daimiel es refugio de importantes especies faunísticas y florales que se encuentran en peligro de extinción. Las especies faunísticas que más abundan en el parque son las aves acuáticas, algunas habitan allí de forma permanente y otras son migratorias. Pero también se pueden observar variedad de reptiles, anfibios y mamíferos que se relacionan perfectamente con el ambiente. La vegetación es eminentemente acuática.

Una curiosidad de este parque: según la época del año en que sea visitado, muestra características diferenciadas, como por ejemplo la presencia de determinadas aves, el nivel de las aguas y el color de la vegetación.

Permanece abierto todos los días del año partir de las 9 de la mañana y su acceso es totalmente gratuito. Las visitas se pueden hacer por cuenta propia o utilizando un guía turístico. Se recomienda visitar el parque en la primavera.

Tiene un Centro de Visitantes donde se le brinda información acerca del parque al turista; largas pasarelas de madera para comunicarse con las islas o simplemente admirar las aguas (este paseo dura aproximadamente una hora); embarcadero que se encuentra al inicio de la ruta y desde allí se obtienen excelentes vistas de los humedales; casetas de observación de las aves y zonas de descanso.

Normas y recomendaciones al visitar el parque

Con la finalidad de conservar y mantener en óptimas condiciones las instalaciones del parque, hay unas normas o prohibiciones que el visitante debe tener presente: hacer fogatas, acampar, cazar ni pescar, hacer ruidos molestos, lanzar residuos o basura en los diferentes espacios, llevar mascotas, molestar a la fauna,  andar en bicicletas.

Entre las recomendaciones que se dan los turistas, se encuentran: ir vestidos de acuerdo a la época del año, hacer el recorrido en grupo o en solitario, mantener el silencio para disfrutar del sonido de la naturaleza, seleccionar bien la hora de la visita (se sugieren las primeras horas de la mañana o las últimas de la tarde para apreciar a la hermosa fauna), solicitar información en los Centros de Visitantes disponibles en el parque o buscar ayuda con un guía turístico.

Un verdadero y único paraíso para las aves acuáticas es el Parque Nacional de las Tablas de Daimiel. Se trata de admirar y relacionarse con un excelente escenario natural de exuberante flora, fauna y lagunas.

Es ideal para el turista interesado en conectarse con la naturaleza en toda su extensión. Requiere de tiempo disponible para conocer el parque y disfrutar de las bellezas que ofrece.

 

Leave a Reply